jueves, junio 15, 2006

Dis-traer

Tan desenfadado como su chaqueta naranja, este señor es realmente elevado (En los dos sentidos de la palabra: distraído y alto). Además, trepó las escalinatas del metro a zancadas de a tres o cuatro peldaños; lleva afán. En medio de su peripecia, el Señor Maroma intenta por un fugaz momento leer un aviso incrustado en el rellano de la escalera, y, en el acto, tropieza ligeramente. Aunque no cayó, su premura -y de seguro también su orgullo- le impidieron devolverse a mirar bien el letrero. El tren pita su llegada a la estación, así que no había tiempo para perder en anuncios inútiles.

Algunos peldaños detrás suyo, iba yo, resignado ya a esperar el próximo tren. Quise aprovechar el excedente de tiempo leyendo aquel texto que casi provoca la caída del gigante.

En un verde-metro, fondeado con su particular gris corporativo, la inscripción decía:

“No se distraiga al subir estas escaleras”

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Muchas veces por los vivir afanados, no nos da tiempo de prestarle atencion a nada, el trabajo nos quita demasiado tiempo, el estudio, son demasiadas cosas que aveces olvidamos a nuestra familia ó ha nuestras amistades, sin mirar las consecuencias que esto pueda traer más adelante. hay que ser mas atentos.krolina

Fredy dijo...

suena interesante lo de la caida del gigante

Carlos Andrés dijo...

Fredy: hay dos atritubos humanos, uno físico y otro de la personalidad, que a veces se combinan y producen cierta gracia. En este caso, una persona alta y medio torpe o distraída. Ésa es la caída del gigante.

Antonia dijo...

Es muy charro que algunas publicidades logran el efecto contrario al que se proponían.

hetsah dijo...

lleva afán...
o el afán lo lleva
que lleva uno?
que lo lleva a uno al afán?
los domingos a las 6:30 me pongo existencial, vez? menos mal a los cinco minutos vuelvo a la amnesia

saludos

Carlos Eduardo dijo...

A propòsito del domingo al atardecer. Dicen que los poetas se suicidan los domingos a las 5:30.

El domingo en la tarde tiene esa sazòn rara... en fin, ahora que lo pienso podrìa ser un Escrito Cotidiano.

Carlos Andrés dijo...

estamos totalmente de acuerdo. En ambas cosas, en que es una hora terrible, y en que amerita un post. Lo intentaré.

Anónimo dijo...

La vida esta llena de absurdos, de cosas que uno dice "que bobada". El ser humano vive lleno de afan, a parte que corre para todo, vive pendiente del que diran pero sobre todo de lo que hace el otro. Parece ser que el hombre fue creado para vivir y vivir simepre pendiente del otro.
Casi simepre cometemos bobadas por leer, ver y escuchar lo que no nos imcumbe.