miércoles, mayo 10, 2006

Un Día Gris

El día estaba gris. Venía pensando en mis asuntos, caminaba despacio, llevaba una camisa gris, una chaqueta negra y traía un poco de mal humor.

Al atravesar el pasaje del Sena, tres jóvenes, una tras otra, se me quedaron mirando con picardía y me sonrieron.

No soy un hombre especialmente atractivo y, en lo que a mí respecta, está situación nunca se había dado antes en mi vida.

Me llamó la atención que las tres muchachas, en un trayecto de cien metros, se fijaran en un hombre adulto, metido en su propio mundo que iba a trabajar.

Me dio por pensar que si la ropa se puede combinar, hablo de colores y texturas, para lograr un efecto positivo, quizás, la combinación del día, el temperamento y la ocasión logren un conjunto interesante también...

Por lo pronto, seguiré con mi humor gris, mi caminar gris, mi ropa gris y mi propósito gris para ver si, algún día gris, en algún otro pasaje gris, otros tres rayitos de sol se cuelan por las rendijas de mi alma y me bañan por un momento con los rescoldos alados de la juventud.

- Carlos Eduardo -

12 comentarios:

Carlos Andrés dijo...

Bonito eso de pensar que las tres niñas son tres rayos de sol.

Mujeres: nos agrada que nos miren, son como un rayo de sol.

Anónimo dijo...

Ojala que los hombres miraran a las mujeres con esa mirada medio avergonzada y medio misteriosa con la que las mujeres (por lo menos las de mi generacion)miramos a los hombres, nos sentiriamos mas apreciadas y menos acosadas.

beatrizbejordan dijo...

Me gusto eso de la mira de la mujeres debería de ser así cuando un hombre nos lanza una mira con esa sencillez y falta de malicia que tenian aquellas tres damas, para que uno como mujer no se sintiera como desnuda y avergonzada de dichas miradas.

Saben la mirada refleja mucho más de lo que uno se imagina "es lo transparente y limpia que uno tiene el alma y lo más intimo ser es yo interior especial y maravilloso que Dios Nos ha dado."

lorena monsalve dijo...

Me parece muy interesante "el dia gris" porque nos damos cuenta, que si empezamos un dia negativo y llevamos consigo todo lo malo, tanto la forma de vestir como los pensamientos, es de logica, que el dia va salir muy mal y desagradable, pero sabemos, que no todo en la vida es malo tambien hay momentos buenos como lo dice el texto, "las mirada de las tres mujeres" cosa que al hombre llamo la atencion y recordo su juventud lo que hace el texto interesante e importante, en conclusion el mensaje del texto es para decirnos que de aquellos dias malos hay momentos buenos y agradables.

Anónimo dijo...

GEOVANNY ANDRES MAYO ARISTIZABAL DICE:

CADA VEZ QUE NOS LEVANTAMOS DEBEMOS PENSAR CON OPTIMISMO Y NO DECIR QUE POR QUE ESTAMOS DE "GRIS",QUE SOMOS PERSONAS ADULTAS Y TENEMOS TRABAJO NO NOS PUEDEN VER COMO PERSONAS NORMALES .
PUEDE SER CUALQUIER DIA SIN TENER EN CUENTA QUE TODO SE VEA O SE SIENTA DE UN MISMO COLOR.

Anónimo dijo...

Super color scheme, I like it! Keep up the good work. Thanks for sharing this wonderful site with us.
»

Anónimo dijo...

Really amazing! Useful information. All the best.
»

Anónimo dijo...

Nice! Where you get this guestbook? I want the same script.. Awesome content. thankyou.
»

LMLM dijo...

DEPRONTO ESOS TAJES GRISES, ESE COMPORTAMIENTO GRIS Y ESA MIRADA GRIS YA HAYAN SIDO VISTAS POR UN RAYO NO TAN JOVEN, OJALÁ LO GRIS DE TU VISTA NO OPAQUE LA LUZ DE UNA MUJER MARAVILLOSA QUE TENGA MUCHO MÁS QUE OFRECER QUE LOS BRINCOS DE UNA JOVENCITA.
MUCHA SUERTE

DIANA dijo...

Se nota a simple vista que todo nuestro aspecto negativo, se refleja hasta en tu forma de vestir, cuando estas bajo de animo ó cuando piensas mal, hasta el ambiente esta en contra tuya, pero siempre te vas a tropesar se puede decir con una ilusion o una luz, para ver las cosas buenas de la vida.

Anónimo dijo...

"El habito no hace al monje", dice con frecuencia mi abuela. La belleza y la edad son dos cosas completamente reales pero variables según la forma de ver la vida. ¿Que te hace sentir viejo?, ¿que hace que sientas que seis ojos sobre ti se vean como tres rayos de sol?. Nunca somos lo suficientemente viejos a no se que asi nos sintamos, nunca somos lo suficientemente feos a no ser que asi nos sintamos, nunca somos lo suficientemente grises a no ser que estemos convencidos de lo contrario. El color de nuestra vida lo ponemos nosotros mismos, ah y otra cosa cuando alguien te gusta en nada tiene que ver la edad o la apariencia. n.a.p.a.

Anónimo dijo...

I find some information here.