domingo, noviembre 26, 2006

FANTASMA

Tenía ganas de escribir algo. No se, ganas de garrapatear estas "paticas de mosca" sobre el fondo frío de la pantalla. Nada... nada parecía llegar desde mi mente adormecida por la noche del domingo. Entonces recurrí al antiguo truco de hacer algo con un montoncito de aserrín literario...


"El fantasma de la casa soy yo mismo.

Lo encontré en la baldosa helada un amanecer...

Como un huérfano
permanecía en un rincón
y ocultaba su mirada.

Dijo: 'yo soy tu'

Y ambos corrimos despavoridos."


(Tomado de El Colmillo de la Paloma, Carlos Eduardo Vásquez, 2000)

2 comentarios:

Carlos Andrés dijo...

bueno... acerrín...

No creo.

Xiomy dijo...

Pues a mí me gusto el truco ¿Cómo será mi tu de yo? (creo que así seria la pregunta)